Imponen multas de hasta 1.724 dólares en R.Dominicana por no usar mascarilla

El Gobierno dominicano impuso este lunes un régimen de sanciones para castigar a las personas que no usen mascarilla en lugares públicos, con multas que oscilan entre 10.000 y 100.000 pesos (de 172 a 1.724 dólares aproximadamente).

La nueva resolución del Ministerio de Salud Pública, publicada este lunes, establece las multas en una horquilla de entre uno y diez salarios mínimos.

El salario mínimo del sector público, que suele servir de referencia para aplicar las multas en el país, está fijado en 10.000 pesos (172 dólares).

La nueva norma fue anunciada en un momento en que el ritmo de contagios de la COVID-19 está al alza en el país, habiéndose llegado a un total de 27.370 contagios y 669 muertos.

El uso de mascarillas es obligatorio desde el pasado 16 de abril y la mayoría de la población está cumpliendo con esa disposición del Gobierno, a pesar de que no había sido recogida en un decreto y hasta ahora no se había establecido un régimen de sanciones.

República Dominicana comenzó el pasado 18 de mayo el plan de desescalada, pero se ha estancado en fase 2 debido al aumento del ritmo de contagios de las últimas semanas.

El comité sanitario del Gobierno solicitó este domingo al presidente Danilo Medina que vuelva a aplazar el avance a la fase 3, como medida de precaución para garantizar que se controla la transmisión del virus a tiempo para las elecciones presidenciales y legislativas, previstas para el 5 de julio.

A pesar de las medidas de reactivación de la economía que se han adoptado, el Gobierno mantiene en vigor el toque de queda, introducido el 20 de marzo y que ahora tiene un horario de 20.00 a 05.00.

Debido a la relajación de las restricciones, las empresas y comercios han reabierto y los dominicanos pueden visitar los centros comerciales, pero no así los parques, las playas, los hoteles o las discotecas.

El Gobierno mantiene la previsión de la reapertura de aeropuertos y el turismo, el sector más importante de la economía, para el 1 de julio.