Multa de 50 dólares a quienes no usen máscara en Miami Beach

La ciudad floridana de Miami endureció este lunes las multas a restaurantes que incumplan las normas de COVID-19, con hasta el cierre de un mes, mientras que Miami Beach castigará con 50 dólares de multa a aquellas personas que no lleven máscaras en lugares públicos.

La explosión de casos en Florida, que se acerca a los 147.000, y la negativa del gobernador Ron DeSantis de hacer obligatorio el uso de la máscara, llevaron este lunes a autoridades locales a fortalecer las medidas contra la expansión de la pandemia.

El alcalde de Miami, Francis Suárez, decretó este lunes una medida de emergencia que establece el cierre de negocios durante 10 días a la primera violación de las normas de distanciamiento y uso de máscaras, 15 días la segunda y 30 días la tercera.

«Los negocios ahora enfrentará castigos más estrictos para aquellos que incumplan las guías de COVID-19», manifestó Suárez.

El condado de Miami-Dade, que acumula la mayor cantidad de casos del nuevo coronavirus en Florida, con 35.222 de los 146.361 confirmados en el estado hasta hoy, va a un paso más lento en la reapertura económica decretada por DeSantis.

Sin embargo, solo en las últimas 24 horas agregó 1.508 casos y las muertes se aproximan a las 1.000.

Además, la ciudad de Miami Beach, que también pertenece al condado de Miami-Dade, multará a partir de este martes hasta con 50 dólares a aquellos que no usen máscaras en lugares públicos donde no sea posible el distanciarse de los demás.

El alcalde de Miami Beach, Dan Gelber, dijo que no se trata de una declaración política sino de que cada persona haga su parte en esta pandemia.

«Nuestra regla es simple, debes usar una máscara en nuestra ciudad, en la calle, esperando afuera de un restaurante, en el lobby de su condominio o en el parque», enfatizó Gelber.

Además, los condados de Miami-Dade, Broward, Palm Beach y Monroe, donde están los Cayos de Florida, se vieron obligados a ordenar de nuevo el cierre de sus playas este fin de semana, cuando se celebra el festivo del 4 de Julio, la Independencia de EE.UU.

Hasta el alcalde de Jacksonville, Lenny Curry, que estaba reacio a ordenar el uso obligatorio de máscara, emitió este lunes un mandato en ese sentido, por ahora en lugares cerrados de esa ciudad del norte de Florida que será sede de la proclamación de Donald Trump como candidato republicano a la Presidencia.

Este lunes Florida registró 5.266 casos nuevos de la COVID-19 en las últimas 24 horas, una cifra muy por debajo de las de los tres últimos días, aunque puede deberse a que el domingo se realizaron muchas menos pruebas que sábado.

Por primera vez en los últimos tres días el número de contagios diarios no superó los 8.500, aunque el domingo tan solo se hicieron 41.626 pruebas en comparación con los 72.195 efectuadas el pasado sábado.

En Broward, segundo condado más afectado, los casos se sitúan en 15.045, tras sumar los 425 nuevos de hoy, y las muertes se mantienen en 382, como el domingo. En Palm Beach hubo 322 nuevos casos v ahora el acumulado es de 13.711, con 503 muertes.

Desde el 1 de marzo las hospitalizaciones por coronavirus suman 14.354 con las 218 registradas en las últimas 24 horas, de acuerdo con las cifras del Departamento de Salud.

El estado se encuentra en la Fase Dos de las tres con las que cuenta el plan de DeSantis para la reactivación económica, que comenzó en mayo.